En la Selva
Luciérnaga

REINO
Animalia
suborden
Polyphaga
FILO
Arthropodata
infraorden
Elateriformia
clase
Insecta
superfamilia
Elateroidea
ORDEN
Coleoptera
familia
Lampyridae
       

Los lampíridos son una familia de coleópteros de cuerpo suave que incluye las luciérnagas o bichos de luz, caracterizados por su capacidad de emitir luz. Las luciérnagas son insectos muy conocidos, pero lo que con frecuencia se desconoce es que en realidad son escarabajos, miembros noctámbulos de la familia de los lampíridos. Se conocen más de 2.000 especies.

A las luciérnagas les encanta la humedad, y por ello se encuentran a menudo en regiones selváticas húmedas de Asia y del continente americano, donde sus larvas tienen una fuente de alimento abundante. En zonas más secas se pueden encontrar en las proximidades de áreas húmedas o pantanosas que retienen la humedad.

Se caracterizan por poseer un par de antenas delgadas y articuladas, élitros y un protórax modificado de forma que casi cubre la cabeza. Su aspecto recuerda a las larvas, es alargado y de color negro. No tiene alas, por lo que sus desplazamientos están muy limitados.

Existen grandes diferencias entre el macho y la hembra. El macho tiene un tamaño inferior, posee dos alas bien desarrolladas y protegidas por dos «escudos» que ocultan su abdomen. Otra diferencia notable entre los sexos de las luciérnagas es que cuenta con unos ojos bien desarrollados muy útiles para discernir los contrastes de luminosidad.

Las luciérnagas sólo aparecen durante el verano, aunque por la contaminación lumínica y la reducción de espacios naturales, cada vez resulta más complicada su visibilidad.

La vida promedio de la luciérnaga es de dos años. Durante las semanas finales de junio, el mes de julio y las primeras semanas de agosto, estos luminosos animales están más presentes. Según la zona geográfica y las condiciones meteorológicas, las larvas pasarán al estado de pupa. A las pocas horas las luciérnagas hembras comenzarán su cortejo luminoso, curvando su cuerpo para mostrar las placas luminosas de la parte inferior del abdomen.

La característica más distintiva de los lampíridos es su cortejo nocturno, el cual consiste en un diálogo complicado entre los machos y las hembras de una misma especie. Típicamente los machos patrullan en busca de pareja con un vuelo característico, mientras emiten secuencias de destellos de luz propios de cada especie. Las hembras de la misma especie pueden responder con destellos específicos y así el apareamiento puede ocurrir. Si se sienten amenazadas, desactivan la luz.

Las luciérnagas están provistas de órganos lumínicos especiales situados bajo el abdomen. Cuando absorben oxígeno, éste se combina dentro de las células especiales con una sustancia llamada «luciferina» y reacciona produciendo luz con poca elevación de la temperatura. Este proceso recibe el nombre de «bioluminiscencia». Algunas especies emiten la luz con esquemas definidos de variación en los intervalos y el número de destellos.

La luz de la luciérnaga podría servir también como mecanismo de defensa, al emitir una señal clara de que el insecto no es un bocado apetitoso. El hecho de que incluso las larvas sean luminiscentes, parece apoyar esta teoría.

Las hembras muestran la lucecita poco después del atardecer, hacia las 10 de la noche en las cortas noches de verano, y es posible contemplarla hasta después de medianoche. Generalmente permanecen en el suelo, aunque no es extraño que trepen por alguna hierba o las piedras de los muros. En general, buscarán posiciones desde donde su lucecita sea visible, curvando su abdomen, de manera que los farolillos queden al descubierto.

Algunos días después del acoplamiento, la hembra pone los huevos fertilizados. Algunas fabrican madrigueras subterráneas, mientras que otras lo hacen en la corteza de los árboles.. Los huevos se incuban durante 3 o 4 semanas, momento en el que salen de ellos las larvas, que tienen ojos simples.

Las larvas de luciérnaga, conocidas como gusanos de luz, se alimentan de pequeños caracoles y babosas. Los paralizan con un fluido digestivo que digiere el cuerpo del molusco para luego succionar su alimento. Tras dos meses de alimentación con esta dieta, se convierten en pupas durante 7 a 20 días y a continuación emergen como adultos (imagos). Los adultos se abstienen de comer esta clase de presas y se alimentan habitualmente de néctar o polen, algunos ejemplares adultos no ingieren alimento alguno.

Con los primeros fríos entran en estado de hibernación bajo troncos, piedras u hojarasca.

La luciérnaga más frecuente en Europa se denomina Lampyris noctiluca. Pero en los países mediterráneos es posible encontrar otras especies. El mundo de las luciérnagas es apasionante y ocupa numerosos estudios, aunque es al mismo tiempo algo desconocido, como demuestra el hecho de que en el año 2008 se haya descrito una nueva especie en Portugal, Lampyris iberica, al que parecen corresponder las citas precedentes de Lampyris noctiluca. Esto supone que es posible que en España esté presente esta nueva especie y que haya que determinar si las citas de Lampirys noctiluca corresponden a la especie centroeuropea o a esta nueva especie ibérica.

MOSTRAR ANIMALES DE LA SELVA    (Mostrar | Ocultar)





Páginas recomendadas

ENERGÍA INTERIOR

Chakras: Información y Tratamientos

AROMAS QUE CURAN

Aromaterapia y Aceites Esenciales

LIBERA TU SER

Autoayuda y Crecimiento Personal

Tu aportación económica es valiosa para nosotros. Con tan sólo 2€, estarás ayudando a sufragar los gastos de mantenimiento y alojamiento de este sitio.
Sitio de pago seguro a través de PayPal - (en tu extracto aparecerá como «Donación www.liberatuser.es»)